RSS

Arxiu d'etiquetes: Eduardo Galeano

Ana Bernal explica los negocios de la guerra en Palestina

imageSigo siempre con gran interés lo que escribe Ana Bernal Triviño, una joven periodista con gran sensibilidad y acierto a la hora de escoger los temas y las palabras. Nunca huye de lo difícil, pero su lucidez y honestidad destacan el acierto de su trabajo. Así, su artículo sobre los siniestros negocios de las multinacionales en Palestina me parece clave para ver esta guerra tan injusta y desigual en toda su dimensión más ruín: la que queda al final reflejada en la cuenta de resultados de las empresas dueñas del mundo, mientras los cementerios se llenan de inocentes a los que nadie considera siquiera una “pérdida” humana… Ni siquiera “un daño colateral”, cuando se ha abierto ya como herida imposible de cicatrizar. Ana me ha recordado las palabras de Simone Weil, una antimilitarista convencida -y a pesar de ello brigadista en la Guerra de España y resistente antifascista- que en su ensayo de 1937 “Ne recommençons pas la guerre de Troie”, decía: “Lo que un país llama intereses económicos vitales no son las cosas que permiten vivir a sus ciudadanos, sino las que le permiten hacer la guerra; es mucho más probable que sea el petroleo que no el trigo la causa de un conflicto internacional. Así, cuando se hace la guerra es con el objetivo de salvaguardar o incrementar la propia capacidad de hacer la guerra.” (Ana y Simone no andan tan lejos, y eso siempre abre esperanzas…)

Ya sé que Israel añade sus propios motivos expansionistas, pero la simbiosis con el “negocio” de las grandes alimañas da siempre como resultado los genocidios que convierten a cada generación – y ahora la nuestra- en cómplices de un horror que no podemos ignorar. Un horror que nunca combatimos como su extrema crueldad exigiría (o como nuestra dignidad merece).

image

Ana escribe:

“Eduardo Galeano escribió “Quiéreme mucho”, un artículo en su libro Espejos, una historia casi universal, donde mencionaba a los amigos de Adolf Hitler. Se refería a personas y empresas que, en busca de beneficios, les dio igual ser participar con sus productos y servicios en el holocausto.

El respaldo de la comunidad internacional a Israel acredita su impunidad. Detrás de este ataque y genocidio planificado durante años, también están las empresas multinacionales sin cuyos productos no hubiesen sido posibles muchas acciones, junto a las nuevas empresas que se crean en los territorios ocupados. No es algo nuevo, se lleva gestionando desde años.

Hewlett Packard contribuye al aislamiento de los palestinos ofreciendo su tecnología en los ckeckpoints. L-1 Identity Solutions (Visionics), de EE.UU, se especializó en el reconocimiento de identidad a través del iris, el rostro y las huellas para el sistema biométrico de control de acceso a los trabajadores palestinos.

Motorola, en 2005, trabajó para crear cercas virtuales que detectasen movimientos humanos fuera de los asentamientos. Este año firmó con el Ministerio de Defensa de Israel un contrato por 100 millones de dólares (durante 15 años) para proporcionar al ejército israelí un teléfono inteligente específico. 50 millones de dólares de este proyecto serán financiados por Estados Unidos.

Athlone Global Security (AGS) es un holding estadounidense-israelí, cuyas herramientas de diseño se usaron en la planificación del muro de separación en Cisjordania y alrededor de la franja de Gaza. El mismo muro, que en 2004 fue declarado ilegal por el Tribunal Internacional de Justicia, también tuvo la participación de la empresa israelí Elbit System que, casualmente, después ha firmado un acuerdo para crear un “muro virtual” en la frontera de Arizona. Además, la Cámara de Comercio de Chicago América-Israel (AICC) proporciona todas las facilidades posibles para que compañías norteamericanas hagan negocios en Israel.

Los bancos israelíes alientan una industria financiera en los territorios ocupados: proporcionan préstamos hipotecarios para comprar viviendas, para garantizar su construcción, y financian a las empresas que se sitúan en esos terrenos. Entre ellos, el Mizrahi Tefahot Bank. El 20% de sus acciones pertenecen a Moshe (Muzi) Wertheim, dueño de The Central Bottling Company, que manufactura y distribuye Coca-Cola en Israel. De hecho, Coca-Cola encontró en Israel parte de la “chispa” de su negocio desde 1966 y por eso fue homenajeada en 1977 por el país.

La construcción del ferrocarril Tel Aviv – Jerusalén contó con la participación del Deutsche Bank, de Moscow Metrostroy o de empresas europeas como Pizzarotti o HBI Haerter.

La empresa cosmética Ahava opera desde la ocupada Cisjordania, a la orilla del mar Muerto, explotando ese recurso natural. Las bodegas israelíes también han hecho negocio, usando uvas de zonas palestinas. Sin olvidar, el enriquecimiento de las industrias farmacéuticas en la ocupación. También ingresan dinero las empresas de seguridad privadas (como G4S Israel). Hacen tareas que tradicionalmente realizaban fuerzas israelíes, como suministrar seguridad en los asentamientos, mantener el equipamiento de los puestos de control, asegurar obras de construcción o vigilar el muro de separación.

Volvo Buses, del grupo Volvo, tiene el 27% de las acciones de la compañía israelí Merkavim, que creó dos modelos diferentes de autobuses: uno blindado para transportar a colonos y soldados israelíes, y otro para transportar prisioneros palestinos.

La americana Cartepillar usó sus excavadoras y sus herramientas de ingeniería civil en las demoliciones de casas palestinas y en la construcción de muros de separación en los asentamientos.

Las furgonetas Chevrolet han sido utilizadas como vehículos de escáner de equipaje en varios puestos de control militar en toda la Cisjordania ocupada. Otra grande, Ford, participó con sus medios en una la unidad de combate “Caracal”, que patrulla la sección ocupada del valle del Jordán, las zonas de Cisjordania cerca del muro de separación y la frontera entre Israel y Egipto.

Land Rover (Reino Unido) a través de su distribuidor exclusivo israelí, ha suministrado vehículos blindados para el Ministerio israelí de Defensa. En base al modelo Land Rover Defender se construyó el conocido como “David”, utilizado por el ejército israelí para proteger los asentamientos ilegales y las bases militares de Cisjordania. Estos vehículos transportaban lanzadores de gas lacrimógeno en sus techos durante las manifestaciones en aldea de Nabi Saleh en 2011.
Las excavadoras de Hyunday Heavy Industries (Corea del Sur) fueron utilizadas en la demolición de viviendas en los hogares palestinos de Issawiya y At-tur. Mitsubishi Motors Corporation ha atendido a cientos de oficiales del ejército israelí desde 2007, y sus vehículos se usaron para la distribución de las órdenes de demolición y decomiso la zona C de Cisjordania.

Sodastream, que fabrica y distribuye dispositivos de bebidas carbonatadas, trabaja en asentamiento cisjordano. Como otras empresas que trabajan en estos territorios tienen ventajas fiscales, una aplicación lapsa de reglamentos y un apoyo gubernamental adicional. En 2010 esta empresa salió en la bolsa y sus acciones se cotizan en Nasdaq.

Las empresas alemanas también hicieron caja. La maquinaria de Bomag fue utilizada en la pavimentación de las carreteras que conducen a parte de los asentamientos. Las herramientas de construcción pesada de Liebherr se destinaron a la construcción del muro de separación. Man Group C se encargó de proveer el chasis para el coche que soporta el shunk, un arma maloliente no letal usada por Israel para el control de masas. Y Siemens proporcionó sistemas de control de tráfico en las carreteras del apartheid.

La francesa Manitou aportó grúas para el muro; y Veolia Environment, a través de su filial en Israel, ha operado en la gestión de residuos del vertedero Tovlan, sobre otro asentamiento ilegal. Para terminar, L’Oreal… porque ellos lo valen. Su filial Garnier se congratula estos días de enviar productos de higiene personal a las mujeres del ejército israelí.

Estas son sólo algunas empresas. Estos datos se han extraído de whoprofits.org. Una vez más, se demuestra que no hay relación más estable y cómplice que la del capitalismo, aquella en la que los billetes se multiplican aunque el precio a pagar sea el de la muerte y la expulsión de inocentes.”

 
 

Etiquetes: , , , , , , , , , , , ,

Haití sigue pagando por su liberación

haiti2.jpg

Washington ni siquiera les permite un pequeño aumento en sus salarios, muy lejos de ser decentes. Publiqué hace algunos meses lo que Eduardo Galeano escribía sobre Haití:   “Que en el año 1803 los negros de Haití propinaron tremenda paliza a las tropas de Napoleón Bonaparte, y Europa no perdonó jamás esta humillación infligida a la raza blanca. Haití fue el primer país libre de las Américas. Estados Unidos había conquistado antes su independencia, pero tenía medio millón de esclavos trabajando en las plantaciones de algodón y de tabaco. Jefferson, que era dueño de esclavos, decía que todos los hombres son iguales, pero también decía que los negros han sido, son y serán inferiores. La bandera de los libres se alzó sobre las ruinas.

Desde entonces, la tierra haitiana ha sido devastada por el monocultivo del azúcar y arrasada por las calamidades de la guerra contra Francia, y una tercera parte de la población había caído en el combate. Entonces empezó el bloqueo. La nación recién nacida fue condenada a la soledad. Nadie le compraba, nadie le vendía, nadie la reconocía.
[…] Estados Unidos reconoció a Haití recién sesenta años después del fin de la guerra de independencia, mientras Etienne Serres, un genio francés de la anatomía, descubría en París que los negros son primitivos porque tienen poca distancia entre el ombligo y el pene. Para entonces, Haití ya estaba en manos de carniceras dictaduras militares, que destinaban los famélicos recursos del país al pago de la deuda francesa: Europa había impuesto a Haití la obligación de pagar a Francia una indemnización gigantesca, a modo de perdón por haber cometido el delito de la dignidad. La historia del acoso contra Haití, que en nuestros días tiene dimensiones de tragedia, es también una historia del racismo en la civilización occidental.”

El acoso que denuncia Eduardo Galeano  continuó con la escasa, racionada y cicatera ayuda a las víctimas del terremoto del 2010  y la epidemia de cólera que siguió al desaste (excepto la del personal sanitario cubano, ignorado por la mayoría de los medios).

Ahora, cuando empiezan tímidamente a recuperarse con su esfuerzo y su trabajo, sigue la humillación, y Washington les niega los 42 céntimos más prometidos de subida de salarios y pone trabas a la importación de petróleo (más barato) de Venezuela. Así se puede leer en el original francés : Haïti. On leur avait promis 42 centimes de mieux. Whasington a dit Non !

No hay límites a la explotación.

La misión estadounidense en Haití intervino para impedir una subida del salario mínimo de 61 céntimos la hora (apenas 42 céntimos de euro). David E. Lindwell, jefe adjunto de la misión, según los comunicados revelados por Wikileaks, escribió que este aumento “no tiene en cuenta la realidad económica”. ¿La realidad ? 1,6 millones de dólares menos para el vendedor norteamericano de camisetas, vestido y ropa interior Hanes y Levi Strauss, que sólo ha anunciado 211 millones de beneficios en 2010 y cuyo ejecutivo, Richard Noll, sólo cobra un salario de 10 millones de dólares, comenta Michel Moore. ¿La realidad ? Un país que cuenta con un 65% de parados, el 80% de sus habitantes por debajo del umbral de pobreza, como si la pobreza tuviera un umbral en este país que no se ha repuesto del terrible terremoto de 2010.

Los Estados Unidos intrigan también para impedir un acuerdo de Haití con Venezuela para obtener petróleo más barato que el de Exxo Mobil y Chevron, informa “The Nation”. Ninguna piedad con los pobres. Que trabajen más. ¡Los beneficios primero !

 
2 comentaris

Publicat per a 14 Juny 2011 in Economia crítica

 

Etiquetes: , , ,

Haití, otro aniversario de nuestra verguenza

haiti1.jpg

Haití, hoy, en un aniversario más de nuestra vergüenza. Alguien desde Haití pidió que hoy se les dejara solos, que no se conmemorara nada, que no se celebrara la gran ceremonia onomástica de la hipocresía… que se reflexionara sobre la gran mentira de la ayuda internacional mientras ellos querían un día entero para llorar, para encontrar y enterrar a sus muertos, para su duelo.

Les respeto profundamente. Después de todo lo dicho, prometido y defraudado por ese “Occidente” que sólo les ha hecho llegar el 10% de la ayuda prometida, hoy es un día para la reflexión.

haiti.jpg

¡Cuánta razón tenía y tiene Eduardo Galeano! Les dejo con tres videos suyos para reflexionar…

votar

 

Etiquetes: ,

Haití, la doble humillación

haiti2.jpg

Escribió Eduardo Galeano sobre Haití, hace ahora un año, que en 1803 los negros de Haití propinaron tremenda paliza a las tropas de Napoleón Bonaparte, y Europa no perdonó jamás esta humillación infligida a la raza blanca. Haití fue el primer país libre de las Américas. Estados Unidos había conquistado antes su independencia, pero tenía medio millón de esclavos trabajando en las plantaciones de algodón y de tabaco. Jefferson, que era dueño de esclavos, decía que todos los hombres son iguales, pero también decía que los negros han sido, son y serán inferiores. La bandera de los libres se alzó sobre las ruinas. La tierra haitiana había sido devastada por el monocultivo del azúcar y arrasada por las calamidades de la guerra contra Francia, y una tercera parte de la población había caído en el combate. Entonces empezó el bloqueo. La nación recién nacida fue condenada a la soledad. Nadie le compraba, nadie le vendía, nadie la reconocía.
[…] Estados Unidos reconoció a Haití recién sesenta años después del fin de la guerra de independencia, mientras Etienne Serres, un genio francés de la anatomía, descubría en París que los negros son primitivos porque tienen poca distancia entre el ombligo y el pene. Para entonces, Haití ya estaba en manos de carniceras dictaduras militares, que destinaban los famélicos recursos del país al pago de la deuda francesa: Europa había impuesto a Haití la obligación de pagar a Francia una indemnización gigantesca, a modo de perdón por haber cometido el delito de la dignidad. La historia del acoso contra Haití, que en nuestros días tiene dimensiones de tragedia, es también una historia del racismo en la civilización occidental.

haiti3.jpg

Y podíamos leer hace pocos días en The Independent, bajo el título de “Los médicos cubanos avergüenzan al mundo”, que a pesar de la promesa hecha por Barack Obama de mandar una monumental misión humanitaria de EE.UU. a Haití, son los médicos y enfermeras de Cuba, el pais “archienemigo de los Estados Unidos” los que están respondiendo a la doble emergencia de la isla… y están avergonzando a los Estados Unidos y a todo el mundo desarrollado.

De hecho, los trabajadores de la salud cubanos ya estaban en Haití desde 1998, así que cuando ocurrió el terremoto el equipo de 350 efectivos entraron inmediatamente en acción. Y en medio de la fanfarria y publicidad que rodeó la llegada de la ayuda de los EE.UU. y el Reino Unido, cientos de enfermeras, médicos y terapeutas cubanos apenas merecieron una línea en los períodicos. Pero es que además, la mayoría del personal sanitario enviado por otros países se fueron en el plazo de dos meses, dejando de nuevo a los cubanos y al personal de Médicos Sin Fronteras que asumieran los principales problemas de salud de la isla caribeña.

Las cifras publicadas la semana pasada, sigue informando The Independent, muestran que el personal médico cubano que trabaja en 40 centros en todo Haití, ha atendido a más de 30.000 enfermos de cólera desde octubre. Ellos son el mayor contingente extranjero, y atienden a alrededor del 40 por ciento de todos los pacientes de cólera. Y se vieron reforzados por otro grupo de médicos cubanos y un equipo especialista en emergencias cuando se hizo evidente que Haití estaba luchando para hacer frente a una epidemia que ya ha matado a cientos de personas. (…)

Para seguir leyendo el artículo en The Independent.

Y en mi blog, sobre el tema:

  1. Tres sonrisas solidarias en el inicio del 2011
  2. 1.000 millones de personas con hambre en el mundo
  3. Haití sin árboles
  4. Haití: galetes de fang abans del terratrèmol
  5. La ayuda de Cuba a Haití
  6. Haití, UNICEF i el obispo desalmado
  7. Noam Chomsky desenmascara a Barack Obama
  8. La crisis silenciosa del hambre
  9. Informe UNICEF “Progreso para la infancia”
  10. Chomsky y el mito del libre comercio

votar

 
 

Etiquetes: , ,

Eduardo Galeano parla de democràcia i llibertat d’expressió

Eduardo Galeano és així i en aquest vídeu que ja molta gent coneix parla com sempre: agrada o molesta, té persones seguidores i partidàries o enemics aferrissats… però de totes maneres, quanta raó hi ha al fons de les seves afirmacions, i com li sap donar la volta als miralls deformants del pensament “políticament correcte”. Especialment valent, especialment lùcid, especialment Eduardo Galeano, des d’Itàlia.

 

Etiquetes: , , , , ,

 
%d bloggers like this: